El Queso y el Aceite

Cádiz, es una zona rica en la cría de ganado ovino y caprino, animales que pastan en privilegiados rincones de nuestra provincia, donde los pastos de montaña son de primera calidad y son la base alimentaria del ganado autóctono. En estas tierras los amantes del queso pueden degustar una amplia variedad de ellos, con la absoluta certeza de estar consumiendo un producto totalmente natural y artesanal.

 

Los variados quesos que se elaboran en la Sierra de Cádiz pueden presumir de ser productos netamente artesanales, siendo los métodos que se emplean para su fabricación heredados directamente de los procedimientos tradicionales y puestos en práctica por los pastores de la provincia desde tiempos remotos.

 

Así podemos destacar nombrar localidades como El Bosque, Grazalema, Villaluenga del Rosario, Zahara de la Sierra o Benalup como los lugares que más suenan actualmente por su premiados quesos en certámenes nacionales e internacionales, pero hay muchos más sitios donde se están elaborando unos quesos de gran categoría y que van a ir destacando en poco tiempo, como Arcos de la Frontera, Rota, Tarifa, …

 

También la Sierra de Cádiz ha sido y es una zona olivarera productora de magníficos aceites, siendo éste un sector de gran implantación. Esta tradición olivarera sigue existiendo en la actualidad, y Sierra de Cádiz es una indicación geográfica con denominación de origen protegida (D.O.P.) para los aceites de oliva vírgenes extra, que reuniendo las características definidas en su reglamento, hayan cumplido con todos los requisitos exigidos en el mismo.

 

En nuestra provincia existe una larga tradición en la producción de aceites. Algodonales, Olvera, Setenil de las Bodegas, Zahara de la Sierra, Prado del Rey o Espera son actualmente quizás los productores de aceites más conocidos, pero no podemos olvidarnos de Alcalá del Valle, El Gastor y Torrealháquime.

 

Si bien el olivar de la Sierra de Cádiz supone menos del 2 % de la producción nacional, las excepcionales condiciones agroclimáticas ante las que nos encontramos y la combinación varietal de olivos (manzanilla, hojiblanca, picual, verdial, cornicabra, acebuchina,…) hacen que nuestra limitada producción de aceite sea de excepcional calidad y por tanto cada día sea más codiciada en los mercados nacional e internacional.

Mostrando los 3 resultados